La venta de GNC fue interrumpida en algunas zonas de la Argentina para asegurar el gas domiciliario

Por la ola de frío y el salto del consumo, más de un centenar de estaciones de servicio con “contrato interrumpible” fueron afectadas para garantizar el suministro de gas residencial.

Argentina 17 de mayo de 2024
GNC
Cortes de GNC en estaciones de servicio.

La primera ola de frío polar del año disparó el consumo energético y algunas distribuidoras de gas natural debieron cortar el suministro considerado “interrumpible” a más de un centenar de estaciones de servicio que surten Gas Natural Comprimido (GNC) para vehículos para garantizar el servicio a los usuarios residenciales, cuya demanda es “prioritaria”. En algunos casos se vende, pero con cupo.

La noticia comenzó a reflejarse con largas colas en zonas del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y el sur de la provincia de Buenos Aires, pero se extendió a ciudades de Neuquén, Río Negro Tucumán, Santiago del Estero, Catamarca y La Pampa, entre otras.

El corte también afecta a algunas industrias y otros grandes usuarios tanto de manera total como parcial.

El aumento del frío generó un fuerte salto, de al menos 100%, en la demanda residencial, que es prioritaria, antes de lo programado por las empresas.

Por tanto, las distribuidoras tuvieron que suspender el suministro en los usuarios que tienen contratos de “servicio interrumpible” que, a diferencia de los que son “en firme”, son más económicos pero también susceptibles a cortes. La continuidad en las bajas temperaturas podría extender esta situación por algunos días.

El vicepresidente de la Cámara de Expendedores de GNC, Oscar Olivero, explicó que si bien en Vaca Muerta:

hay sobrante de gas” y con ese recurso “alcanzaría para todo el país y también para exportar, lamentablemente no hay forma de transportar el gas hasta los centros de consumo porque el gasoducto Néstor Kirchner que llegó hasta Salliqueló, tiene pendiente de finalizar el tramo de Salliqueló a los gasoductos troncales que van para las regiones norte este y oeste”.

A ese punto se suman dos cuestiones: el abastecimiento local con buques de GNL importado y la política de subsidios que decidió el Gobierno para apuntalar su objetivo de sostener el superávit fiscal y el ahorro de dólares del Banco Central.

Fuente: Infobae

Te puede interesar
Lo más visto

Recibe las noticias más importantes en tu email